martes, 13 de diciembre de 2016


Apologética, Judaizantes, Judaísmo, Israel, Hebreo
Pixabay

Aprender hebreo bíblico no es indispensable para nuestra fe. Sin embargo, puede ser muy útil para nuestros fines. En especial, en estos días de dantesca confusión y abundancia de falsos maestros judaizantes que pregonan profanos conceptos que se alejan del contexto bíblico, la historicidad, buenas practicas y la sana doctrina cristocéntrica (o mesiánica).

Sí usted alcanza a identificar las grafías de las consonantes hebreas, su fonética (pronunciación/sonidos) y da lectura de ellas y sigue sin comprender el vocabulario; con sólo eso usted obtiene beneficios. ¿Por qué? Usted podrá ir a un libro de referencia o una transliteración y entenderá con mayor propiedad lo que lee. Naturalmente que serán mayores los beneficios si aprende verdaderamente el idioma bíblico.

Existen grandes diferencias entre el 'hebreo bíblico' y el 'hebreo moderno'. Por ejemplo, como escribí en mi libro gratuito: Su Nombre ¿Jesús o Yeshúa?, página 40:

"Actualmente, existen el hebreo antiguo o bíblico y el moderno, aunque se parecen no so iguales. Un ejemplo de ello, es la palabra hebrea para “teléfono portátil” (יסלולר ןטלפו) (VeTelfon Iselular) que, naturalmente, no existe en el hebreo bíblico. También sucede que otro conjunto de raíces antiguas están en desuso. Y en el hebreo bíblico existen vocales pronunciadas pero no escritas, no hay espacios entre palabras ni letras mayúsculas".

Busque fuentes confiables y certificadas cuando tenga dudas. Consulte con su pastor y/ maestro y permita que le asesore y recomiende a quien abocarse. En Internet son pocos los sitios para aprender Hebreo Bíblico que reconozco, uno de ellos es 'Israel Institute of Biblical Studies' de eTeacher Group. Ahora mismo su departamento de lenguas bíblicas ofrece cursos de Hebreo Bíblico, Griego Bíblico y Arameo Bíblico. Además de Hebreo Moderno y Yiddish.